Propuestas de política minera de Sergio Fajardo

Por muchos años, la minería ha sido la prioridad de los gobiernos de turno, sin que esto se haya traducido en mejores condiciones de vida para los habitantes de las regiones mineras. Durante nuestro gobierno, la política minera tomará en cuenta las especificidades sociales y ambientales de cada territorio para así aprovechar este recurso de una manera ambiental y socialmente sostenible. La actividad minera en Colombia se lleva a cabo de manera legal e ilegal, desde la informalidad y a diferentes escalas con efectos socioeconómicos y ambientales diferentes. Entender y considerar las diferencias entre estos tipos de minería en nuestro país es crucial a la hora de diseñar una política minera integral.

 

Para la minería tradicional y de subsistencia:

  • Impulsaremos los programas de formalización en la pequeña minería a partir de la modernización y ajuste de los procesos e instrumentos legales diferenciales en esta materia.
  • Los procesos de formalización contarán con programas integrales de formación y asistencia técnica, ambiental y administrativa a los mineros tradicionales y de subsistencia.
  • Debido a la no renovabilidad del recurso explotado, la minería en cualquier escala es temporal en un territorio. Por ende, fomentaremos el emprendimiento, los encadenamientos y proyectos productivos para la diversificación económica de las zonas mineras, para que la población y en especial los jóvenes accedan a fuentes de ingreso diferentes a la minería (economías post-extractivas).

Para la extracción ilícita de minerales:

  • Fortaleceremos la Unidad Nacional contra la Minería Ilegal y Antiterrorismo (UNIMIL) de la Policía Nacional, incrementando los mecanismos de comando y control articulados con las autoridades ambientales en las zonas de mayor incidencia de este delito, con el fin de ejercer una vigilancia y control más efectivos.
  • Vamos a perseguir e impactar los mecanismos de lavado de activos que se asocian con la minería criminal.
  • Intensificaremos los programas de minería limpia y de eliminación del uso del mercurio en la minería del oro, apoyando la implementación y apropiación técnico-social de tecnologías limpias, efectivas y rentables para los pequeños mineros.
  • Articularemos los sistemas de información para las áreas en riesgo o en procesos de deforestación.
  • Vamos a liderar una verdadera articulación interinstitucional en la lucha contra la criminalidad organizada.

Para la minería a mediana y gran escala:

  • Fortaleceremos y acompañaremos a los gobiernos locales y comunidades beneficiarias de las regalías para que tengan la capacidad de hacer seguimiento a las inversiones y de esa forma apoyar a los organismos de control estatal, así como para participar activamente en la definición de las prioridades de inversión en sus localidades.
  • Será la nación la protagonista de un mecanismo genuino de comunicación y concertación con las comunidades étnicas y las empresas para que la consulta previa revierta en acciones efectivas y beneficios reales.

Propuestas generales:

  • Realizaremos un Gran Diálogo Nacional Minero-Energético con el propósito de superar el conflicto social en torno al sector, a través de la definición conjunta de las bases para un nuevo esquema de explotación y aprovechamiento de los recursos naturales no renovables, en función de un desarrollo sostenible que ayude a superar las grandes brechas sociales en Colombia.
  • Estableceremos la etapa de licenciamiento ambiental para la fase de exploración minera.
Abrir chat
¡Hola!
¡Hola! Estamos aquí para responder tus preguntas y ayudarte a ser parte del cambio. La esperanza es con Fajardo.