Propuestas de Sergio Fajardo para mejorar el sistema de salud de Colombia

El actual modelo de salud se centra en la atención de la enfermedad, privilegia el aspecto financiero, se encuentra fragmentado y cada actor realiza sus funciones sin coordinación con los demás. Además, en materia de salud, el Gobierno Nacional no convoca, no lidera ni coordina a los actores públicos y privados para garantizar los derechos. No está cuidando a su ciudadanía.

A través de un modelo territorial en salud, vamos a garantizar una mejor calidad en la prestación de los servicios y el acceso efectivo para todos los habitantes. La principal deuda del sistema es mejorar la equidad, lo cual se resume en llevar verdadera calidad de los servicios a los sectores más desprotegidos de la sociedad, especialmente a los habitantes que residen en los territorios más distantes del país.

De manera gradual buscaremos conformar a lo largo de todo el territorio nacional lo que denominamos un modelo territorial en salud. En cada municipio y departamento de Colombia se trabajará por la adecuada prestación de los servicios y la articulación real entre los actores del sistema, como las EPS, IPS y secretarías distritales, municipales y departamentales. Para lograr este objetivo, nos enfocaremos en el cumplimiento de estándares de calidad, funcionamiento técnico, administrativo y financiero de las EPS. 

La gestión del aseguramiento vendrá acompañada de una rectoría fortalecida en los niveles nacional y territorial. En aras de aumentar la eficacia del sistema, promoveremos una gestión que aproveche los esquemas de asociatividad entre entidades territoriales, para dar cuenta de similitudes étnicas y sociales y facilitar una gobernanza integrada del aseguramiento en salud y la prestación de servicios. 

Continuaremos en la reestructuración y liquidación de EPS que no cumplan los indicadores de sostenibilidad y calidad. Para evitar el desequilibrio financiero de las entidades afectadas por su liquidación, constituiremos el fondo de garantías económicas del aseguramiento, con aportes de las EPS, con el fin de prevenir el no pago de las obligaciones y se materialice un porcentaje del total de las acreencias reconocidas. Avanzaremos en mecanismos transparentes y meritocráticos para la elección de agentes interventores y liquidadores que garanticen la ética, pertinencia y ejecución efectiva de estos procesos.

Vamos a dignificar la labor del talento humano en salud, así como también su adecuada distribución a lo largo del territorio nacional. Se promoverá la contratación directa con el empleador sin la tercerización de las empresas que actualmente contratan a cerca del 80% del personal de salud. 

Se proveerán cargos de planta en las instituciones públicas de salud que no estén provistos y se crearán cargos de planta de acuerdo con la sostenibilidad financiera. 

Además, se construirá una política de incentivos al talento humano para promover la suficiencia y calidad para trabajadores de salud en zonas rurales y zonas rurales dispersas y que, además, fortalezca el bienestar laboral en todas las instituciones del sector. Así mismo, se avanzará en la homologación de saberes en salud para la formalización de títulos técnicos. 

Nuestro compromiso con todos los trabajadores y trabajadoras será lograr que en los primeros dos años de gobierno implementemos la formalización laboral en el sector. Este será nuestro reconocimiento a todos los héroes y heroínas que salvaron miles de vidas en la pandemia, exponiendo su integridad física y mental.

Abrir chat
¡Hola!
¡Hola! Estamos aquí para responder tus preguntas y ayudarte a ser parte del cambio. La esperanza es con Fajardo.